alcaraz ernesto

COLUMNA VERTEBRAL

ERNESTO ALCARAZ VIEDAS

Así quiere que lo veamos y consideremos. Lo ha dicho sobradamente: “Yo no voy a ser cómplices de corruptos. A mí me eligieron para poner orden y acabar con la corrupción, que es el cáncer que estaba destruyendo a México. Y ahora sí que ofrezco disculpas por las molestias que el combate a la corrupción ocasiona, advirtió López Obrador ante los casos del senador José Narro Céspedes y el diputado Eraclio Rodríguez a quienes el Presidente los llamó “líderes Nylon”. 

Y si le damos una repasadita a los recientes sucesos con las jerarquías de control legislativo de MoReNa y de escasos hombres de gobierno, veremos que el Presidente parece jugar de diferentes formas su liderazgo: Con unos es autoritario y regañón, permisivo y obsequioso con otros,visto los escarceos legislativos entre Ricardo Monreal y Martí Batres, Mario Delgado Carrillo y Porfirio Muñoz Ledo dio riendas libres a sus diputados y senadores más allegados y confiables.Que al final los reprendió y amenazó abandonar a MoReNa si con su actitud impropia pervierten al Partido. 

Pero hay que referir que sin haber cambios relevantes en el Régimen Políticoanunciado por el presidenteel ejercicio de la política se aprecia diferente. Y aunque aún falta tiempo para acercarse a la meta de llegada ya asoma que el proceso de Justicia alcanzará a todos los involucrados. Rosario Robles ya tiene encima su juicio largamente anunciado, al igual que Emilio Lozoya, quien parece tener mayores asideras políticas.    

Pues sí, tenemos que entender y seguir con cuidado y prudencia lo que en contra y en castigo de la corrupción se haga. Cada semana que pasa se irán ahuyentando los aparecidos del pasado que dañaron tanto a México. Espectros que dejarán de serlo cuando se inicien querellas judiciales por delitos cometidos por algunos funcionarios actuales. Hasta entonces persistirán los créditos de valoración del gobierno de la 4Ty en sentido contrario quienes estésometidos a juicio por hacer mal gobierno. Y se espera que en este agotador proceso impere el Debido Proceso…Que se actúe al amparo de la Ley. 

De años atrás, la frase favorita y más utilizada por AMLO es “Al margen de la Ley, Nada, por encima de la ley, Nadie”. Pero al no contemplar a los ex mandatarios, ésta se excluye de la real Justicia. En una mañanera de mediados de agosto dijo que él no estaría de acuerdo con juzgar a sus antecesores. Quesi se considerara pertinente en todo caso lo sometería a consulta popular

Y ya algunos de quienes se atreven hablarle al oído le recuerdan que si decide iniciar proceso judicial contra Peña Nieto, es el momento. Si bien aseguraba que no había motivos fehacientes para inculpar al expresidente, ya los tiene. 

Resulta que al igual que señaló el ex Auditor de la Federación Juan Manuel Portal, Rosario Robles declaró ante la Fiscalía General de la Nación hizo de su conocimiento de las tropelías que se estaban manejando en el caso de la Estafa Maestra al Presidente Peña Nieto. 

Y en este sentido, de ser cierto lo que argumentó el ex auditor, igual que Rosario Robles, Enrique Peña Nieto habría violado el artículo 214 del Código Penal Federal que a la letra dice: “Comete el delito de ejercicio indebido de servicio público, el servidor público que … teniendo conocimiento por razón de su empleo, cargo o comisión de que pueden resultar gravemente afectados el patrimonio o los intereses de alguna dependencia o entidad de la administración pública federal centralizada … no lo evite, si está dentro de sus facultades.”

En un país apegado a la legalidad dondenada pueda estar al margen de la ley, ni nadie por encima de ella, la sola declaración del Auditor habría sido suficiente para que, en automático, la Fiscalía General de la República procediera a celebrar una investigación sólida que involucrara al Presidente Peña Nieto o a operadores muy cercanos. 

No sé a qué nivel de responsabilidad se puede llegar en el caso que se comenta. Si será llamado el expresidente o quedará en la mera instancia de la inculpada. Lo que creo es que falta un largo tramo para poder afirmar con verdad jurídica si la señora Robles es culpable de lo que se le imputa. Dije Verdad Jurídica no Juicio Sumario, que ya está en curso. 

Y de lo que ahí se desprenda, empezar a hilar un nuevo proceso. ¿Sobre quién? Por donde el hilo esté más delgado y escasos los apoyos políticos. Por lo pronto, los datos disponibles alcanzaron ya para echar a caminar en serio y de manera formal el proceso judicial en contra de la corrupción... Y ante el nerviosismo de la Impunidad.  

Facebook Commentarios