davila

M. FERNANDOO DÁVILA

Productos y servicios, eso es lo que nos venden y eso es lo que compramos.

Esta conceptualización es tan general y al mismo tan apropiada porque abarca todo… sí todo lo que usted pueda pensar en adquirir en un proceso de compra-venta, está dentro del rubro de productos o servicios, de tangibles o intangibles como lo mencioné semanas atrás.

En los últimos 20 años hemos dado un giro de 180 grados en la forma en que elegimos lo que consumimos, pero no así en nuestra determinación de ser selectivos y prudentes y de eso se aprovecha la tecnología.

Al principio me sorprendí con el comercial de Luis Miguel que anunciaba su cena adquirida a través de la plataforma Uber-Eats y no, como años anteriores, papas y refrescos. Ahora con la información dada a conocer por la agencia de marketing digital “We are social” en combinación con el administrador de publicaciones en redes sociales “Hootsuite” entiendo un poco el por qué fue tan oportuno y efectivo el comercial.

Me refiero al informe sobre la “Situación Digital, Internet y Redes Sociales México 2020 que en julio pasado dieron a conocer las empresas señaladas. Las cifras son como todas frías, claras e ilustrativas:

- México actualmente tiene 128,3 millones de personas.

- El 89% de esa población posee un teléfono móvil, 114,3 millones.

- Hay 89 millones de personas que son usuarios de internet.

- En redes sociales hay 89 millones de usuarios activos

Ahora, las cifras en materia electoral señalan que somos, de acuerdo al corte del INE de marzo de este año, poco más de 90 millones de electores y si compaginamos un poquito con las cifras de uso de internet y redes sociales, casi todos los mexicanos que votarán el próximo año tienen acceso a estos servicios digitales.

¿Sabe dónde estarán las fuerzas, debilidades y golpeteos electorales?

Claro, en las redes sociales, de las cuales Facebook y Youtube tienen más de la mitad de las visitas cotidianas en el día a día.

El otro factor… con la reciente aprobación del Partido Encuentro Solidario, ahora son ocho los institutos que pelearán por su voto, con lo que se incrementa en esa cifra el número de candidatos para cada puesto (salvo las alianzas y coaliciones que serán las menos), tendremos, por ejemplo 4 mil candidatos a diputados federales que es la elección más concurrente y grande.

Ahora sume usted si en su entidad federativa se renueva gobernador, presidente municipal y Congreso Estatal, la cifra crecerá exponencialmente.

El debate se gestará en redes sociales por así convenir a muchos, porque las necesidades sanitarias así lo definirán, porque es más fácil que cualquier usuario (somos 89 millones) se entere de lo acontecido en alguna plataforma digital más que por alguna noticia de un medio de información tradicional (Radio, TV, Periódico).

Ahora que las cifras ya nos dan un poco de claridad sobre lo que acontecerá, tenemos dos opciones:

1.- Cuidarnos en la forma en que navegamos en Internet y tratar de loguearnos lo menos posible en buscadores para así evitar un poco, aunque sea un poco, toda la publicidad política que será imposible evitar.

2.- Analizar lo más y mejor posible la mayoría de mensajes políticos que recibiremos para tratar de hacernos de una opinión general firme y sustentada sobre a quién sí y a quién no le daremos nuestro voto.

Independientemente de la decisión tomada, será un gran ejercicio político propagandístico digital sobre una manera novedosa de hacer campañas electorales.

Los retos son para muchos, la resistencia -como en cada elección- será para quienes conformamos el padrón electoral, y el resultado, el resultado espero sea reconocido al final por todos los jugadores.

El informe que nos presentan estas empresas mercadológicas y especializadas en servicios digitales es muy amplio; en esta ocasión me referí sólo al número de los usuarios y a los canales, en otras aportaciones señalaré los productos y los medios con los que pretenden persuadirnos para adquirir nuestro voto.

Excelente semana patria, también novedosa, también digital, pues no habrá aglomeraciones masivas en las calles, menos desfiles alusivos, pero show sí tendremos, por televisión y por todas las redes sociales.

Véalo y coménteme, veremos si coincidimos en perspectivas de comunicación digital y manejo de mensajes patrios o patrióticos. Ya veremos.

M. Fernando Dávila

Especialista en comunicación Institucional

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

@FernandoDavilaP