humberto choza

DESDE LA CONFRATERNIDAD

JOSÉ HUMBERTO CHOZA GAXIOLA

 

Este tema desde hace mucho tiempo me ha llamado la atención. Además, creo que tiene efectos contaminantes, en el buen sentido, porque el que lo lea cae en esa misma ansiedad que yo, debido a que te atrapa y te hace seguir pensando en él constantemente y por mucho tiempo.

Si a lo que llaman los científicos El efecto mariposa se mide y compara contra las grandes fuerzas que actúan en el mundo, el batir de las alas de una mariposa no parece tener mucho poder. Sin embargo, un viejo proverbio chino dice que “el poder de las alas de una mariposa puede percibirse en el otro lado del mundo”.

Edward Lorenz, nacido en Connecticut, Estados Unidos, fue el que de alguna manera descubrió y le dio forma al efecto mariposa. Meteorólogo de profesión, se le consideró como uno de los creadores de la teoría del caos. Lorenz estaba probando un modelo de tres tipos de datos –la velocidad del viento, la presión del aire y a temperatura- y los insertaba en tres ecuaciones que se mezclaron de tal manera que los resultados de una ecuación fueron introducidos en los otros como datos sin procesar y entonces se repetía el proceso, y así se construía los que se ha llamado “un riso retroalimentado matemático”. De esa forma, los datos de una situación atmosférica determinada fueron dando vueltas y vueltas en una situación de ¿cómo sería el tiempo atmosférico futuro?

Lo interesante y sorprendente es que Lorenz se dio cuenta rápidamente de lo que provocaba el “aleteo” de la mariposa, ya que con cada acción pequeña provocaba un aumento en la “vuelta” haciéndola más grande y acumulando fuerza hasta que la sumatoria se convertía en un vórtice y se hacía efectivo aquello de los chinos: el poder de las alas de una mariposa puede percibirse del otro lado del mundo. En otras palabras, dichas por Lorenz: “Provoca el aleteo de una mariposa en Brasil un tornado en Texas”.

Lo anterior también se dio en llamar “lo pequeño amplificado”. Concepto que después del descubrimiento de Lorenz, los científicos comenzaron a ver muchos “efectos mariposa” por todos lados: unos cuantos granos de polen que provocan un ataque de fiebre del heno en alguien; el rumor que causa la caída en la bolsa de valores; la acumulación de agravios que dan pie a un motín carcelario. ¿Y por qué no?, puede caber la situación del Virus 19 actual. No soy científico, pero se me ocurre que es un caso de efecto mariposa, que con cada aleteo provoca un aumento del vicho a lo largo del mundo. En un sistema caótico todo está conectado a todo lo demás, mediante la retroalimentación tanto positiva como negativa de los virus.

Así, en algún punto del mundo real, como el actual, uno de esos aleteos de mariposa, realizado por una mariposa en Brasil, puede estar impulsando un frente epidémico (que le llaman “rebotes”) en Texas, sin que nos demos cuenta. Y cualquiera de esos rizos de mariposa pueden ser amplificados a través de la retroalimentación hasta que se acabe transformando toda la situación en cualquier parte del mundo o en todo él.

Los humanos podemos seguir albergando sueños de control y de poder de predicción; pero la teoría del caos nos enseña que la mayoría de los sistemas auto organizados están ligados a innumerables mariposas de muchas variedades y en nuestras vidas cotidianas, el caos gobierna a través de “el efecto mariposa”.