Ya disponible para su descarga la Revista Didáktica Octubre 2018 https://bit.ly/2Q7Bw6I

OSWALDO DEL CASTILLO

CORTOS REFLEXIVOS

OSWALDO DEL CASTILLO CARRANZA

2018: LA CUARTA TRANSFORMACIÓN

La consulta ciudadana tiene por objeto justificar una decisión, cualquiera que esta sea. Los cierto es que no podemos desaprovechar la oportunidad de depositar una opinión mediante el otorgamiento y la capacidad de asentir o disentir sobre un macro proyecto que fue decidido por el pequeño número del poder en México. Lo que sea, AMLO abrió una llaga sanguinolenta que tiene mal aspecto y con grandes posibilidades de infección. Creo que a este punto de la discusión, de si se para o no la obra en Texcoco, hay algo más valioso que debemos considerar.

Primero, la postura de quienes tienen el interés de realizar la obra, pero con carácter subsidiada por el gobierno federal. Segundo, nadie ha dicho realmente cuáles son los verdaderos costos de continuar la obra o los de ponerle un hasta aquí a ese magno evento. Es cierto que la obra puede representar el avance tecnológico en el concierto internacional de los aeropuertos más lujosos y grandes del mundo, también es cierto que el costo de terminarlo y el de su mantenimiento no ha sido lo más claro, como para decidir adecuadamente y que esa decisión sea en particular una ayuda a la economía nacional y no a la economía de grupos empresariales, que para empezar, no tienen sus arraigos en México y si en otras partes del mundo. También es cierto que AMLO desde su campaña dijo que pararía la obra pues en los círculos de poder ya se sabía quiénes estaban en el proyecto magno, vislumbrándose todo un negocio que vendría a significar para los mexicanos pérdidas económicas, como fue el caso de las minusvalías en las afores y que de suyo no hay reparto de utilidades para cada aportante, pero si de las pérdidas. Es cierto también que las cuestiones técnicas deben ser valoradas por los ingenieros expertos en la materia, ¿pero qué acaso ese hecho nos impide darnos cuenta real de las cosas que se hacen en lo oscurito? También es cierto que la cúpula en el poder nunca toma decisiones sin ver la aportación económica que se les repartirá o recibirán a los que intervienen en el proyecto, llámese moches, gratificaciones, corrupción, pago de servicios, sin considerar que esos mismos políticos que decidieron por el SI, tienen grandes expectativas de negocios en el mismo proyecto, ya sea por contratos a modo, por tener derecho a una parte del terreno cercano a las áreas principales de dicho proyecto, por concesiones para la compra o venta de algo, en la construcción de hoteles, centros comerciales, bancos y casas de bolsa, restaurantes, en fin, creo que en este sentido los mexicanos damos cuenta de todas las acciones impregnadas de este tipo de embarres. También es cierto que las coyunturas políticas alrededor de esta problemática tienden a la alza buscando sus líderes un reacomodo en las fuerzas sociales de donde ellos han vivido siempre. También es cierto que quienes han intervenido para apoyar una postura u otra, lo hacen desde un interés, cualquiera que este sea, pero existen, quienes reacomodan su posición social y apertura a condiciones de trato diferenciado. También es cierto que México pudiera ser la excepción para considerarse uno de los destinos más prolíferos para el turismo del porvenir, considerando para ellos los grandes proyectos que AMLO ha descrito como catapultas al empleo y al desarrollo de los mexicanos.

También es cierto que hemos vivido engañados por décadas, por no decir por siglos, en este quehacer del engaño-verdad y del progreso de nuestra nación. Los mexicanos hemos tenido el infortunio de haber sido gobernados por presidentes que solamente vieron para su peculio y nunca para quienes vivíamos en México y que esperábamos el bumm de todo lo prometido en décadas anteriores. También es cierto que el cielo de la esperanza empieza a cobrar sentido en nuestras mentes y que nuestros deseos finalmente se hagan realidad, al menos en lo poquito, equiparado con lo mucho que se han llevado los corruptos presidentes de México.

También es cierto que poco o nada podemos hacer para encarcelar a todos estos y aquellos que han contribuido al engaño y que con ello proliferó el saqueo a nuestra nación. Si señores, escuchamos los pro y los contra de una propuesta que está en la mesa, lo cierto es que es la primera vez que alguien atenta a favor nuestro pidiéndonos al menos que digamos si o no, a lo que se empezó sin nuestra autorización. Ojalá que este ejercicio cobre el verdadero sentido, hasta entonces oculto, de lo que verdaderamente significa la democracia participativa. Por el bien de todos, haz valer tu condición de ciudadano: vota este 25, 26, 27, 28 de octubre. Así sea.

Mesas para votar:

1.- FRENTE A LA ESCUELA DE DEREECHO EN C. U.

2.- PASEO NIÑOS HÉROES FRENTE AL COMEDER DE FORUM

3.- CATEDRAL

4.- LEY HUMAYA

5.- PLAZA SORIANA BARRANCOS

6.- CASA LEY EN VALLE ALTO

7.- FRACC. JARDINES DEL VALLE EN CASA LEY

8.- EN LA CUCHILLA EN EL DORADO EN CASA LEY

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

www.didaktica.com