NO ROBAR, NO MENTIR, NO TRAICIONAR. **** Ya está disponible la Revista Didáktica - Marzo 2018 para descarga. https://bit.ly/2H9TAff

 OSWALDO DEL CASTILLO
CORTOS REFLEXIVOS

OSWALDO CASTILLO CARRANZA

2018: LA LUCHA

Dice un refrán de mi hermano Juan Adolfo “No tengo para quedarme, menos para salir de vacaciones”. La clase media, económicamente hablando, apenas tiene para medianamente salir de vacaciones a lugares de corta distancia. Mazatlán es un destino turístico envidiable pues ahora que está construida la carretera Durango-Mazatlán la ocupación hotelera le pega casi al 100%. Para los sinaloenses y más para los que viven del turismo en esa zona, no pueden quejarse de la falta de trabajo o de empleos que les permita el sustento diario. Sin poner a dudas, el tramo carretero de Durango a Mazatlán por el puente Baluarte, fue un acierto que hoy comprobamos con el aumento turístico en Maza. Pasar tres días en ese puerto hace que el espíritu se relaje y no se piense en trabajo mas que descansar. Y es que Semana Santa y Semana de Pascua, suman quince días y tratar de estar en un sitio como Maza es contar con una bolsa económica bastante abultada, por lo que muchos deciden tener sus vacas en lugares emblemáticos locales o regionales. Un ejemplo de lo anterior, para los Culiches ir al jardín Botánico, Zoo, Parque Las Riberas, Parque Ernesto Millán, Cosalá, Imala, Surutato, Celestino Gazca, Barras de Piaxtla, Vado Hondo, Las Calaveras, Bahía de Ohuira, Altata, El Tambor, Ponce, en fin, son tantos los lugares aquí en Sinaloa a donde ir, que se requiere una bolsa de dinero considerable. Destinos turísticos para los sinaloenses y para todos aquellos que desean conocer el Estado de Sinaloa. Sin embargo, he estado observando a la gente en Culiacán y todo parece indicar que miles de familias decidieron permanecer en la ciudad y no salir, el hecho que constata lo anterior es que la circulación vehicular no disminuyó. Los motivos de permanecer en la ciudad pueden ser abundantes, desde el mismo miedo y desconfianza a la violencia hasta el mismo robo a casa habitación, vehicular como al transeúnte a mano armada. Lo cierto es que las filas para pagar la cablevisión fueron copiosas, y ese es un indicador, que les preocupó más pagar ese servicio, que irse de vacaciones a cualquiera de esos destinos sinaloenses. Así que seguiré cuidando a los perros y a mi nieto en casa, pues bien dijera mi querido hermano Juan Adolfo, “No tengo para quedarme, menos para irme”. Así sea.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

www.didaktica.com