Ya disponible para su descarga la revista Didáktica Noviembre 2017

JESÚS ROJAS RIVERA

Jesusrojasrivera

En anteriores entregas exploramos las posibles candidaturas al Senado en el estado de Sinaloa, en esta ocasión toca el turno de analizar de manera general los posibles escenarios a las diputaciones federales. En los siete distritos que conforman la geografía electoral sinaloense, las y los aspirantes comienzan a moverse, se visibilizan en estrategias que van desde destapes velados hasta evidentes acciones de pre-campaña, las piezas se mueven, las reglas electorales limitan algunas aspiraciones y abren posibilidades para otras. Los partidos comienzan el juego de pizarrón, los encartes y descartes para quienes ocuparán un lugar en la boleta que lleva de Sinaloa a San Lázaro.

El recién nacido distrito 1 lo conforman los municipios del sur de Sinaloa: Escuinapa, Rosario, la parte sur de Mazatlán y el municipio de Concordia. La baraja priista se abre para dos mujeres que comparten espacio en la diputación local, pero que tienen perfiles muy distintos, me refiero a las diputadas Margarita Villaescusa y Maribel Chollet. Margarita es Diputada de mayoría por el distrito 20, su trabajo legislativo ha sido conciso, abrió fuego contra su otrora grupo político al votar en contra de la cuenta pública de Malova, una mujer disciplinada de perfil relajado y temperamento sereno, contrastando al de Maribel, quien es aguerrida y rebelde incluso contra la administración del Gobernador, las dos son perfiles rentables para el PRI, pero Chollet es una polemista nata que tiene en desventaja por sus múltiples traspiés mediáticos; por la contratación de su hija como asesora, el emplacamiento de su lujoso vehículo fuera de Sinaloa para evitar el pago de tenencia y los ofensivos desencuentros con la Diputada Merary Villegas que han sido tema incluso de notas nacionales. Dicen algunos priistas mazatlecos que si Pucheta no se reelige podría buscar camino por ahí. 

El Frente Amplio, cuatro cartas tiene la baraja: Martín Heredia, ex candidato a Gobernador por el PAN, los ex alcaldes mazatlecos Alejandro Higuera y Carlos Felton, además de Loar López, actual secretario general del PAN, quien suma simpatías con grupos muy activos del sur de Sinaloa. Interesante sería ver si el PAS concreta alianza con alguna fuerza política, si cabría la posibilidad de espacio para Víctor Antonio Corrales, actual presidente de la mesa directiva del Congreso local, esto dependiendo de los alcances de los acuerdos y el trabajo en la conducción legislativa que comienzan a complicarse por el perfil autoritario del ex rector. 

El distrito 2 con cabecera distrital en Los Mochis, tiene baraja competitiva en los mazos del PRI y el Frente Ciudadano por México. En los tricolores se mencionan al Diputado local Marcos Osuna y los ex alcaldes Arturo Duarte y al actual Alcalde Álvaro Ruelas, pero no se debería descartar al malovismo representado en ex Gerardo Vargas Landeros, quien mantiene un liderazgo innegable en aquella región. Por el Frente Amplio están tres diputados locales panistas, el primero es Juan Pablo Yamuni, quien le arrebató al PRI un distrito de mayoría rompiendo la inercia electoral que dio el triunfo a los tricolores en Ahome. Además Zenén Xochihua, cuyo liderazgo el municipio es indiscutible y el Diputado local perredista Efrén Lerma, quien se ha sumado a los trabajos locales de la construcción del llamado “Frente Opositor”. Cabe señalar que en este distrito electoral está registrado un candidato independiente que sin duda alcanzará las firmas, se llama Jesús Alfonso López de Santa Anna, le dicen “El Ponchín” y no debemos perderlo de vista porque es el aspirante independiente que lleva el mayor número de firmas requeridas en Sinaloa, superando ya el 80 por ciento de lo exigido por el INE. 

El distrito 3 corresponde a los municipios de Badiraguato, Mocorito, Salvador Alvarado, Angostura, Sinaloa de Leyva y Navolato y tendrá su cabecera en Guamúchil. El PRI tiene dos cartas fuertes para jugar ese distrito, el primero es el Diputado local Víctor Godoy, quien ha tenido un paso gris por la cámara local pero mantiene un activismo constante en Navolato, uno de los dos municipios con la mayor cantidad de electores de ese distrito. En Guamúchil, donde se concentra el mayor número de electores de la demarcación, está Liliana Cárdenas, la ex Alcaldesa que tiene el respaldo de diversos grupos políticos estatales. Ese será uno de los distritos más difíciles para la oposición, quienes deberán encontrar un buen perfil para buscar ser competitivos, de lo contrario este sería uno de los municipios menos competitivos y con mayores ventajas para el tricolor. 

El distrito 4 conformado por los municipios de Choix, El Fuerte y Guasave, el Frente Ciudadano tiene perfiles que se pudieran anotar para contender, el ex Alcalde de Choix, Juan Carlos Estrada, o el actual Alcalde Lindolfo Reyes, así como Víctor Sarmiento y Armando Ochoa, por el PRI mencionan a la legisladora Nubia Ramos y los guasavenses Chano Valle y José Menchaca, aunque este último más bien está enfocando las baterías sobre la alcaldía. Le parecerá extraño que no mencione a ningún candidato de Morena, pero es que no los tengo claros, bueno en realidad, de buena fuente supe que ni ellos lo tienen claro. El viernes de la próxima semana concluiremos con el resto de los distritos. Luego le seguimos...

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

http://jesusrojaspolitologo.blogspot.mx/